Hacia las estrellas, de Mary Robinette Kowal

Sinopsis: Un frío día de primavera de 1952, un enorme meteorito cae sobre la Tierra y arrasa con la costa este de Estados Unidos, incluyendo Washington D.C. El cataclismo climático subsiguiente hace que el planeta ya no sea habitable, igual que les pasó a los dinosaurios. La amenaza acelera los esfuerzos de la carrera espacial por colonizar el espacio. La experiencia de Elma York como piloto y matemática le otorga un puesto de calculadora en la Coalición Aeroespacial para poner al ser humano en la luna. Pero Elma ansía no solo con contribuir al esfuerzo de los astronautas, sino a convertirse en una de ellos, por lo que deberá luchar contra los prejuicios de una sociedad que no está preparada para la Primera Mujer Astronauta.


hacia las estrellas


Nuestro planeta está a punto de irse al garete tras el impacto de un gran meteorito. Si bien este hecho ya ha acabado con miles de vidas, el mayor problema serán las consecuencias del impacto a lo largo de los años, condenando a la especie humana a la extinción. La única solución posible parece ser la conquista del espacio, labor a la que se dedicarán en cuerpo y alma desde la Coalición Aeroespacial. Su marido, Nathaniel, es ingeniero y trabajarán juntos en el mismo proyecto, por lo que son frecuentes las conversaciones sobre cómo lograrán su objetivo.

La protagonista es Elma York, una mujer que pilotó en el cuerpo de las WASP (una fuerza aérea compuesta por mujeres que sirvió en la Segunda Guerra Mundial) y es además un genio de las matemáticas. Junto a otras mujeres trabajan constantemente en realizar complicados cálculos para los lanzamientos espaciales hasta conseguir el resultado esperado. Pero cuando Elma ve la posibilidad de ir al espacio, confía en poder ser la primera mujer astronauta. La novela por tanto narrará la lucha del personaje por combatir las desigualdades y los obstáculos con los que se encontrará para alcanzar su sueño, siendo uno de los más importantes su ansiedad, pues aunque no la afecta en absoluto a la hora de realizar su trabajo, hablar en público la inhabilita de tal manera que se ve incapaz. Pero su nombre cada vez alcanza esferas más altas, y se verá obligada a estar cada vez más y más presente por lo que deberá también afrontar esta situación.


wasp


Es interesante indagar en la historia real de las Wasps y buscar los paralelismos con esta ucronía de Kowal: de veinticinco mil mujeres que se presentaron apenas mil fueron las seleccionadas, y las que fallecieron en acto de servicio no recibieron honores militares. Además de la misoginia que padecieron, el racismo fue también otra gran lacra de esta selección, un hecho histórico que se ve reflejado en Hacia las estrellas; cuando Elma conozca a otras pilotos que ansían formar parte del equipo de mujeres astronautas seleccionadas y se dé cuenta de que a pesar de sus problemas, no deja de ser una mujer blanca en una buena posición social y tratará de luchar por las mujeres de otras etnias que también merecen una oportunidad. También recomiendo investigar sobre el proyecto Mercury 13, que pretendía enviar mujeres al espacio y fue finalmente cancelado. Tenéis un documental en Netflix bajo el título del proyecto: Mercury 13 (2018).


m13-archive-sarah-ratley-1


Si no se lleva ese “mokka con chocolate y nata”, que es la puntuación máxima que damos en esta web, es porque aunque tiene todos los puntos para convertirse en una novela súper ventas hay un par de cosas que no terminaron de emocionarme. Primera, que aunque es una novela que trata el empoderamiento de la mujer, la protagonista cuenta con un apoyo maravilloso de su marido, sus amigos, familia y derivados y cae un poco en la repetición del argumento de Elma en lo que anhela y cómo quiere lograrlo. Después, su relación con Nathaniel, que es perfecta en exceso y en ocasiones cae en unas escenas de sexo que al principio son graciosas pero a veces me hacían poner los ojos en blanco “Vamos a poner este cohete en órbita” y símiles así que sinceramente me sacaban de la historia. Entiendo la intención en mostrar cierto costumbrismo y que no todo sean cálculos y ciencia, pero a mí dame más reuniones en el club de vuelo con mujeres súper badass. 

Bonus: Tras leerlo me apetece un montón leer la historia original de las mujeres matemáticas que trabajaron en la carrera espacial: Figuras ocultas, de Margot Lee Shetterly. Admito que también tengo la película pendiente de ver! (Bonus 2: ¡¡qué pesadez cuando sale película de un libro y luego solo encuentras la portada de la edición con el cartel de la peli!!)


Figuras ocultas


Lanzamiento:  Marzo 2020
Editorial: Oz Editorial
Traducción: Aitana Vega
Páginas: 408
Valoración: Capuchino (con dos de azúcar)
Consíguelo aquí

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: