Café Librería

Corre, Renina, corre, de Celia Añó Espí

Un monstruo persigue a Renina en sus sueños.
Hay ocasiones en las que consigue atraparla y matarla en cien lugares diferentes. En otras, ella gana y alcanza la habitación blanca, donde la Otra se oculta.

Hay un monstruo en los sueños de Renina… que la acecha durante el día, detrás de cada zumbido.

Pero ya le queda menos para cumplir los veinticinco y por fin se acabará todo. Si logra convertirse en reina, el rencor, la prudencia, la ambición y la paciencia habrán merecido la pena.

¡Corre, Renina, corre!

Leer a Celia siempre depara sorpresas. La autora es una experta en jugar con la estructura en sus obras (como ya vimos en Aracnefobia) y, en todo lo que he leído de ella, siempre ha encontrado la manera de darme una vuelta en la lectura.

Corre, Renina, corre es una novelette de terror que personalmente recomiendo leer de una tirada (son apenas unas cien páginas), ya que se trata de una obra compleja y en la que es fácil perderse si no prestamos atención.

Como ya sabéis, es complejo reseñar historias tan cortas sin hacer algo de spoiler, así que intentaré quedarme en la superficie: Renina corre en sueños para llegar hasta la Reina y poder mantener extrañas conversaciones sobre su futuro…. si es que lo tiene. Porque hay un monstruo que, en la vida real, acecha a Renina. Y, si no corre lo suficiente, acabará su historia.

Nota muy importante: si te dan miedo o te provocan repulsión los insectos, este no es tu libro. La portada (obra de Libertad Delgado) no deja lugar a dudas: los bichos forman parte importante de la historia, siendo una especie de rastreadores para el monstruo que persigue a Renina. Los sentirá acechándola, bajo su piel o en la oscuridad. El lenguaje se adapta a sus sonidos en ocasiones y yo realmente tuve momentos de “ostras, me pica todo” leyendo esta historia.

Hay diferentes tramas que no quiero destriparos, ya que es importante ir conociendo al ritmo que nos marca Celia la historia de Renina para llegar a esos picos de tensión que nos harán sufrir, pero hay otros asuntos que deberemos ir tejiendo en la tela de araña hasta que todo tenga sentido. Y aun así, particularmente haré una segunda lectura para captar todos los matices.

Y es que sentí que había algunos momentos muy confusos, no sé si intencionados por parte de la autora, pero que el final sea algo “abierto” en realidad nos deja esa sensación de que quizás hay algo que se nos ha escapado en conjunto.

En resumen: una historia de terror diferente, con buenas dosis de insectos, que juega con el lector hasta hacerle sentir ganas de correr junto a Renina para huir del monstruo.

  • Lanzamiento: octubre de 2019
  • Páginas: 104
  • Editorial: Dorna
  • Valoración: Café con leche (y dos azucarillos)
  • Consíguelo aquí

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: