Café Librería

Los últimos días, de Brian Evenson

Sinopsis: A Kline, un antiguo agente encubierto ahora retirado, sumido en una profunda depresión a raíz de la amputación de una de sus manos, se le encarga resolver un curioso crimen.

La peculiaridad del encargo viene dada no por la muerte en sí, sino por el hecho de que el asesinato se ha cometido entre las paredes de un culto religioso, de nombre La Hermandad de la Mutilación, que promulga las amputaciones como vía para alcanzar la divinidad.

Kline no tardará en darse cuenta de que está atrapado en una telaraña de mentiras, amenazas y traiciones.

Una obra de corte noir próxima al hardbolied, tan intensa e inquietante como incómoda y salvaje, a medio camino entre el salvajismo de Chuck Palahniuk, la opresión de Kafka y el surrealismo de David Lynch.

Reseña: Con esa portada tan alegre y con las ilustraciones interiores que tiene (no aptas para todos los estómagos: podéis verlas en la foto reseña que hicieron en el blog El árbol sonriente), la verdad es que estaba esperando una novela llena de gore y que me iba a salpicar sangre al pasar las páginas, pero nada más lejos de la realidad. De acuerdo, hay miembros amputados, pero no se regodean en ese hecho.

Kline, tras haberse tenido que amputar el brazo en una confrontación contra un peligroso asesino, se ha retirado de la acción pero malvive en su apartamento… Hasta que empieza a recibir unas llamadas muy rocambolescas. Le piden que investigue un asesinato y creen que él es, sin duda, el más indicado para esta tarea. Kline no entiende nada, y menos cuando conoce al culto de La hermandad de la mutilación.

Entre las paredes de la residencia donde se aloja esta secta, Kline deberá investigar el asesinato de un miembro muy importante de la Hermandad. Pero solo encontrará trabas y más preguntas a unas respuestas que seguramente no querrá escuchar. Los diálogos, que prácticamente parecen acertijos, una trama que se complica a cada paso y la investigación en curso conceden a esta historia la cualidad de ser muy ágil y despertar tu curiosidad desde las primeras líneas. Porque dime… ¿acaso no te resulta interesante la idea de una secta en la que se van amputando extremidades para subir de rango dentro de la misma?

Tranquilas, las amputaciones no forman parte de la historia, es decir, el autor podría haberse regodeado perfectamente en cada corte de dedo meñique que aparece, pero por norma general hay una “cortinilla” que personalmente agradecí y el relato continúa llevándonos por el descenso a los abismos de Kline mientras todo gira a su alrededor sin parar.

No me gustaría contar mucho más del argumento porque caería en el spoiler más terrible, y creo interesante entrar en esta obra sin saber mucho más de la misma. Quedaos con lo siguiente: una investigación de asesinato en la que nada es lo que parece, diálogos surrealistas en ocasiones y escenas de acción que te hacen devorar las páginas. Debajo pondría: dirigida por David Lynch.


  • Lanzamiento: septiembre de 2020
  • Páginas: 254
  • Editorial: Dilatando Mentes
  • Traducción: José Ángel de Dios
  • Valoración: Capuchino
  • Consíguelo aquí

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: