Café Librería

La estación de las luces, de Toni Ramos

Sinopsis: En el Madrid de 1966 El metro crece de forma imparable. Mateo la fuente y Pedro Salazar, trabajadores del turno de noche, son testigos de la gran carga de trabajo que generan las obras de ampliación. La vida de Mateo cambia de forma radical tras la muerte de su mujer y su hija Lucía en un accidente a la puerta de su casa. Además, la compañía metropolitano de Madrid decide clausurar la estación de Chamberí, cuyo trazado en curva complicaría una posible reforma. Era la estación favorita de la pequeña Lucía, quien siempre afirmaba que estaba llena de luces.

la-estacion-de-las-luces

Reseña: Mateo no ha tenido una vida fácil. Tras la pérdida de su mujer y su hija en un fatal atropello que ocurrió a las puertas de su casa, no consigue avanzar en su vida. Sus días transcurren entre el trabajo nocturno en el metro de Madrid y los recuerdos de la familia que perdió. Las noticias sobre el cierre de la estación de Chamberí son lo único que aportan novedad a un trabajo que tiene al pequeño equipo de trabajadores nocturnos cada vez más ocupados.

Pero Chamberí oculta secretos que nadie sabe explicar y de los que apenas se habla entre susurros. A veces aparece una extraña niebla azulada que trae con ella, como si fuera el oleaje, restos de un mar imposible en Madrid: arena de playa, una estrella de mar o incluso un pez.

A medida que pasan los días, Mateo cree ver la figura de una niña en las vías de esa estación. Una niña muy parecida a Lucía, su hija fallecida. Buscará cada vez entrar a solas en la estación de la que pende de un hilo su futuro ante el inminente cierre de la misma. Mateo sabe que el tiempo corre en su contra si desea conocer los secretos de Chamberí y tal vez, averiguar por qué ve a su hija en esta misteriosa estación.

La estación de las luces tiene mucho de novela costumbrista, en la que conoceremos un Madrid en los años sesenta a través de los ojos de Mateo en una narración en tercera persona, y el presente del protagonista que nos habla en primera persona de sus recuerdos de aquella época, un juego literario que nos mantiene pegadas al libro para no perdernos ni un detalle.

Pero cuando empieza el terror, lo hace por la puerta grande. El autor logra transmitirnos una inquietud tremenda con elementos que nos resultan muy familiares en escenarios cotidianos, lo cual considero que favorece la inmersión en la historia a través de sus saltos temporales y la cercanía de los hechos que narra.

He disfrutado mucho de esta obra, aunque he tenido cierta sensación de repetición en los pensamientos de Mateo sobre su hija y su esposa fallecidas; si bien es cierto que evidentemente es una obsesión que le atormenta y así se tiene que interpretar, a nivel lector hay ciertas en las que sientes que la obra no avanza especialmente; por suerte, la vagoneta de este recorrido nocturno avanza sin pausa y pronto llega a nuevos puntos de interés.

En resumen: una obra de terror costumbrista que sorprende por su cercanía y la capacidad de transmitirnos sensaciones inquietantes con elementos del terror clásico. Una grata sorpresa del panorama editorial.


  • Editorial: El transbordador
  • Lanzamiento: Octubre de 2020
  • Páginas: 244
  • Valoración: Capuchino con una pizca de niebla azulada
  • Consíguelo aquí

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: